Revista de descontaminación industrial, recursos energéticos y sustentabilidad.

Para Cuidar el Agua

Para Cuidar el Agua

Aguas Andinas y Cetaqua desarrollan soluciones para enfrentar escasez hídrica.



La sequía que azota a Chile hace ya más de 10 años, con especial énfasis en la zona central, es una de las consecuencias más directas y reveladoras del cambio climático. Un escenario que llegó para quedarse y con el cual las autoridades, empresas y ciudadanos deben aprender a convivir y enfrentar de la mejor manera posible a través de esfuerzos mancomunados que apunten a gestionar el recurso hídrico de forma eficiente.

En ese contexto, la empresa de servicios medioambientales Aguas Andinas está implementando diversas opciones para entregar un abastecimiento de agua potable seguro de cara a la comunidad. Para eso cuenta con un plan de inversiones que considera obras de infraestructura, programas de eficiencia hidráulica, campañas de concientización para la ciudadanía y trabajo mano a mano con municipalidades para reducir el consumo del recurso hídrico, entre otras. A su vez, la compañía ha solicitado a la Dirección General de Aguas decretar zona de escasez hídrica a dos de los ríos que alimentan Santiago, el Maipo y el Mapocho, con el único fin de priorizar el consumo humano del agua. Ambas ya fueron aprobadas.

“En el actual escenario se vuelve imprescindible impulsar un esfuerzo público-privado que involucre a todas las partes, además de la concientización, colaboración y compromiso de toda la ciudadanía. Cada estamento debe ser consciente de su rol, de cómo puede aportar de la mejor manera y, además, ´remar hacia el mismo lado´. Esto quiere decir, entender que sólo el trabajo en conjunto dará frutos al final del día”, dice Alberto Blanco, director de Planificación Sustentable, Infraestructura y Tecnología de Aguas Andinas.

Otra de las acciones consideradas para mediano y largo plazo involucra la reutilización de aguas servidas descontaminadas en las Biofactorías de la empresa para distintos usos, como riego y agricultura. Todo, con una visión concreta de economía circular.


El Aporte de la Ciencia


Complementando lo anterior, Aguas Andinas de la mano de Cetaqua Chile (Corporación Chilena de Investigación del Agua) está llevando a cabo diversas acciones que apuntan en la misma dirección. Así, con una mirada científica y de estudio de campo que se orienta a la investigación aplicada y al desarrollo tecnológico, busca garantizar la disponibilidad de recursos hídricos, incrementar la resiliencia en la infraestructura, aplicar procesos bajo los conceptos de economía circular y garantizar la sostenibilidad ambiental.

“Cetaqua Chile busca jugar un rol relevante en la realidad actual, aportando soluciones concretas para los nuevos desafíos, las que permitan integrar la economía circular en los distintos procesos de la empresa, adaptar y mitigar los efectos del cambio climático y avanzar en incorporar tecnologías de Big Data, IOT y robótica a la gestión de los recursos hídricos”, explica Edson Landeros, gerente general de la Corporación.

Entre los proyectos en ejecución destacan:

•    Aporte de los glaciares del río Maipo a la escorrentía superficial: En el contexto de cambio climático se ha observado una tasa creciente de derretimiento glaciar a nivel mundial y, en particular, en la cordillera de Los Andes, con un efecto importante en la hidrología y en la escorrentía del río Maipo. El objetivo de este proyecto es cuantificar el aporte de glaciares a la cuenca y su evolución futura bajo distintos escenarios.

Como parte del estudio se ha desarrollado, en colaboración con la Universidad de Chile, un monitoreo de variables hidrometeorológicas en cuatro glaciares de la cuenca del río Yeso, cuyos resultados han permitido desarrollar una modelación hidrológica de evaluación ante diferentes escenarios que darán respuesta, entre otros, a la gestión del recurso hídrico.

Para cuidar el agua 550x350Cuantificar el aporte de los glaciares a la cuenca del río Maipo y su evolución futura, es el objetivo de uno de los estudios.

¿Resultados? El estudio ha permitido estimar entre 17% y 27% el aporte promedio anual de los glaciares al río Maipo y durante los meses de verano, de entre 24% a 48%. En el período observado (octubre de 2017 a mayo de 2018), el aporte glaciar medido en la cuenca del río Yeso se inicia en diciembre y se extiende hasta mayo, con valores máximos de 40% en enero y febrero.

•    Cálculo de las huellas de carbono e hídrica: Los efectos del cambio climático y el incremento de la población aumentan la presión sobre los recursos hídricos y su disponibilidad. Por lo mismo, es necesario contar con indicadores medioambientales que permitan gestionar los recursos disponibles y los impactos de las operaciones para garantizar la sostenibilidad de los servicios sanitarios. Entre estos indicadores, la huella hídrica y de carbono se han posicionado como referentes para proporcionar información cuantitativa y cualitativa que permita a las organizaciones llevar a cabo una gestión más sostenible.

¿Objetivo? El proyecto busca establecer focos de mitigación para la huella hídrica y la huella de carbono de Aguas Andinas a nivel corporativo, considerando el periodo 2018-2022.

A través de esta iniciativa, desarrollada en conjunto con Cetaqua Barcelona, se han calculado las huellas a nivel corporativo, se ha actualizado el inventario para determinar las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) y se ha definido la herramienta de cálculo de huella de carbono. Finalmente, se han desarrollado objetivos de mitigación de emisiones de GEI de Aguas Andinas, considerando la metodología Science Based Targets, que permite posicionar a la empresa entre las primeras sanitarias del mundo en aplicar esta metodología.

•    Estudio de predictibilidad de eventos hidrometeorológicos extremos: Uno de los grandes desafíos es incrementar la resiliencia de la infraestructura para reducir impactos en el abastecimiento, especialmente, considerando que los fenómenos hidrometeorológicos extremos se han intensificado y, con ello, los eventos de turbiedad de los ríos. Esto es abordado en el estudio realizado en conjunto con la Universidad Técnica Federico Santa María, la Pontificia Universidad Católica de Chile y la Universidad de Jena (Alemania).

¿Avances? La investigación ha desarrollado un prototipo en laboratorio de medición de altas turbiedades, el que se encuentra en etapa de escalamiento, evaluación de modelos meteorológicos de predicción de tormentas convectivas y desarrollo de un mapa de susceptibilidad de remoción en masa de la cuenca alta del Río Maipo.

•    Economía circular: En las líneas estratégicas de desarrollo tecnológico está la transformación de las plantas de tratamiento de aguas residuales en Biofactorías, incrementando las opciones de valorización y reducción de residuos, mediante una serie de proyectos. Entre ellos, el Estudio de Codigestión de lodos generados en el proceso de tratamiento, donde se han evaluado más de 25 tipos para garantizar un proceso estable y definir métodos de operación y control para maximizar la valorización energética.

También está el plan de valorización de bioazufre del lodo residual de biogás, proyecto cofinanciado por CORFO y orientado a generar azufre de alta pureza para su uso en agricultura orgánica. Además, se espera implementar un piloto de reutilización de tratamiento de aguas descontaminadas para diferentes usos posteriores como: riego, recarga de acuíferos, recreación y potabilización. La instalación del piloto puede incluir procesos físicos, químicos y/o biológicos, asegurando la sostenibilidad ambiental y económica de una posible instalación a escala real.


Acerca de Cetaqua

Cetaqua representa un modelo pionero de colaboración entre el sector público, la universidad y la empresa. Así, el centro público-privado se ha consolidado como un referente en la aplicación del conocimiento científico del agua y el medio ambiente. Este modelo de colaboración posee una red de tres centros en España (Barcelona, Andalucía y Galicia) y uno en Chile.

¿Su misión? Anticipar las necesidades de la sociedad para proponer nuevas soluciones que aseguren la sostenibilidad y la eficiencia del ciclo del agua. Entre sus líneas prioritarias de investigación se encuentran:

•    Tecnologías de tratamiento de aguas residuales urbanas e industriales.
•    Regeneración y reutilización del recurso hídrico.
•    Desarrollo de soluciones para la valorización de residuos.
•    Preservación de aguas subterráneas y recarga de acuíferos.
•    Servicios climáticos y gestión de cuencas.

A nivel nacional, Cetaqua Chile fue co-fundada en 2015 como Corporación Chilena de Investigación del Agua por Aguas Andinas, Suez Chile, la Universidad Técnica Federico Santa María (USM) y el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC).
En 2017, ingresó al registro de Centros de I+D en Chile, según CORFO y la agencia del Gobierno de Chile, dependiente del Ministerio de Economía, Fomento y Turismo. En la actualidad cuenta con más de 25 proyectos en su cartera de investigación y colaboraciones con más de 15 empresas, universidades y centros de investigación en Chile y el extranjero.

Artículo publicado en InduAmbiente N° 160 (sept-oct 2019), págs. 24-26.