Revista de descontaminación industrial, recursos energéticos y sustentabilidad.

Con Lodos y Cenizas

Con Lodos y Cenizas

Lodos y cenizas de papeleras servirían para estabilizar y fertilizar suelos.



Chile es un país muy rico en recursos naturales, dentro de los cuales se encuentra una gran superficie de bosques de pino y eucaliptus, presentes en la zona centro-sur (V a X Región). El principal producto fabricado a partir de este recurso es la pulpa de celulosa, materia prima para la elaboración del papel a partir de un proceso mecánico o químico (comúnmente Kraft).

En el país existe una capacidad instalada para producir más de 5,5 millones de toneladas al año de celulosa y más de 1 millón de toneladas de papel. Tan significativos números han incidido en la preocupación respecto a la disposición de residuos resultantes del proceso productivo. Uno de los residuos más importantes generados por la industria del papel son los lodos: compuestos sólidos fibrosos con un contenido alto de humedad, que son consecuencia del tratamiento de efluentes (primario o secundario).

También se producen cenizas debido a la combustión de biomasa. Son cenizas de fondo o de lecho y cenizas volantes generadas en los sistemas de abatimiento de gases, vale decir, en el precipitador electrostático y multiciclón.

Una planta papelera genera entre 800 y 900 ton/mes de cenizas y lodos, lo que representa costos de disposición de 20 a 60 USD/ton de residuo, esto es 18.000 a 54.000 USD/mes, sólo por concepto de disposición.

Valor a los Residuos

En este contexto, surgió la idea de dar un valor a los residuos sólidos generados en la industria del papel, y así poner en marcha negocios y minimizar o evitar la disposición de estos residuos en rellenos sanitarios. Esto va en concordancia con la Política Nacional de Residuos, y de hecho se adelanta a futuras exigencias legales, en específico a la futura Ley de Residuos.

De esta forma, y a través del proyecto Innova Chile 11IDL2-10500 “Tecnologías de Valorización de Residuos Sólidos para la Industria del Papel”, la Unidad de Desarrollo Tecnológico (UDT) de la Universidad de Concepción, con sus profesionales del área de Medio Ambiente, evaluaron desde enero de 2012 a mayo de 2013 la factibilidad de desarrollar diferentes tecnologías utilizando como materia prima lodos y cenizas. Algunas de las tecnologías estudiadas fueron: elaboración de fertilizante, fabricación de carpetas asfálticas y elaboración de estabilizador de suelos.

Las tecnologías se analizaron mediante ensayos de laboratorio, obteniéndose los siguientes resultados:

·          Estabilizador de suelos: se evaluaron las cenizas de fondo como estabilizador de suelo con baja razón de soporte (CBR), como remplazo del árido. Como resultado de estos ensayos se obtuvo suelo más compacto y firme, menos plástico y con una menor absorción de agua. Los resultados son auspiciosos y se continuará trabajando de modo de establecer la factibilidad de avanzar hacia una valorización efectiva de la tecnología.

·          Obtención de abonos: Se decidió fabricar un fertilizante a partir de una mezcla de cenizas volantes y lodo, en forma de pellet, para facilitar su transporte y aplicación. Se realizaron análisis de mineralización y de toxicidad. Los resultados de este último indican que los pellets no son tóxicos para el crecimiento vegetal. A su vez, el ensayo de mineralización arrojó resultados muy positivos, en cuanto a cantidad y tipo de nutrientes disponibles, ya que tienen una importante concentración de calcio, fierro, azufre y magnesio.

Lea este artículo completo en la edición 123, páginas 136-137.