Revista de descontaminación industrial, recursos energéticos y sustentabilidad.

Simbiosis Industrial

Simbiosis Industrial

La interacción empresarial podría mejorar la gestión de residuos en regiones.

Por Dra. María Cristina Diez
Depto. Ingeniería Química - Universidad de La Frontera
Centro de Investigación y Desarrollo para la Gestión de Residuos Orgánicos

La preservación del medio ambiente requiere de una mirada holística. Esto significa abordar la problemática desde el punto de vista de las múltiples interacciones, entendiendo los procesos, con actividades integradoras, en el entorno en que se producen y las consecuencias que provocan. En este contexto, el tema de los residuos ofrece un escenario propicio e innovador para aportar a la protección ambiental y al desarrollo sustentable.

Cuando hablamos de residuos, por lo general nos referimos a los sólidos urbanos (RSU), respecto de los cuales suele haber amplia información sobre cuánto se genera a nivel nacional e internacional (el promedio mundial es de 1,2 kg diario por habitante), las proyecciones de generación, etc. También se abordan alternativas de valorización de estos residuos, principalmente reciclaje y otras como compostaje, lombricultura y biodigestión. Estas acciones, si bien son positivas, abarcan un pequeño porcentaje de residuos y no podrán dar cuenta de las más de 6,5 millones de toneladas que se producen en Chile anualmente a nivel domiciliario, sin contar las más de 10,4 millones de toneladas de origen industrial.  

Por otro lado, el concepto de la Jerarquía Inteligente del Manejo de Residuos (pirámide invertida), asociado a lo que antes se llamaba 3R y  ahora 5R (Reducir, Reutilizar, Reciclar, Rechazar y Recuperar), sigue siendo sólo teoría. En la práctica se sigue enterrando los RSU, sin obtener valor de ellos, incrementando el problema de espacio para rellenos sanitarios que ninguna comuna quiere cerca. Al mismo tiempo, se continúa con la extracción de materias primas, importando insumos y energía, sin considerar que gran parte de estos materiales los podemos obtener de nuestros RSU, tal como lo hacen países desarrollados.

Residuos Industriales

En el ámbito de los “residuos industriales”, o mejor dicho materias primas o subproductos no valorizados, existe una gran oportunidad para la innovación empresarial. Ello implica un cambio de paradigma que tiene beneficios económicos para el sector público y privado, y obviamente  para el medio ambiente.

Se trata de aplicar un modelo de simbiosis industrial. Éste plantea la necesidad de abordar desde una perspectiva regional, la producción de residuos, su valorización y su reutilización, disminuyendo el impacto sobre el entorno y generando nuevos modelos de negocio que impacten positivamente sobre la economía regional y nacional.

En la región de La Araucanía estamos aún distantes de concretar la implementación de un proceso de simbiosis industrial, que podría ser utilizado en otras regiones del país. Sin embargo, en el Centro de Investigación y Desarrollo para la Gestión de Residuos (CIDGRO) de la Universidad de La Frontera, hemos estado trabajando con diversos proyectos de valorización de residuos industriales, los cuales son eslabones para concretar nuestro modelo de simbiosis industrial.

A continuación se describen algunos de estos proyectos:

•    La producción de papas en Chile es de aproximadamente 1,7 millones de toneladas (37% en la Araucanía), de las cuales entre 40 y 50% no es apta para consumo humano. La utilización de cáscaras de papas y papas de descarte ha sido investigada como materia prima para formular un medio de cultivo para el crecimiento de hongos ligninolíticos y para la producción de enzimas ligninolíticas a partir de hongos de pudrición blanca.


Lea este artículo completo en InduAmbiente N° 138 (enero-febrero 2016), páginas 34-35.