Revista de descontaminación industrial, recursos energéticos y sustentabilidad.

Río Mapocho cumple 10 años sin recibir contaminación por aguas servidas

Río Mapocho cumple 10 años sin recibir contaminación por aguas servidas

Proyecto de Aguas Andinas ha contribuido a erradicar enfermedades infecciosas entéricas y recuperar espacios urbanos para la población.



Jueves 19 de noviembre de 2020.- Hoy, 19 de noviembre, es el "Día Mundial del Saneamiento" y Aguas Andinas lo conmemora con el décimo aniversario de su proyecto "Mapocho Urbano Limpio". Es que, tal como destacan en la empresa, este hito medioambiental ha ayudado a descontaminar el principal cauce que atraviesa la Región Metropolitana, haciendo una contribución muy relevante para erradicar enfermedades infeccionas entéricas derivadas del riego de hortalizas con aguas servidas, restaurar la flora y fauna en torno al cauce, y recuperar espacios urbanos para la ciudadanía.

Los trabajos, que se iniciaron en 2007 y concluyeron en 2010, consideraron la descontaminación de todo el río, así como de numerosos canales de regadío que nutren al Mapocho. Además, se realizó la construcción de las plantas de tratamiento El Trebal, La Farfana, Mapocho, y otras 12 en distintos puntos de la región.

El megaproyecto de ingeniería incluyó un túnel colector que intercepta 21 descargas de aguas servidas que antiguamente eran vertidas directamente al río y generaban mal olor en varias comunas de Santiago.

Marta Colet, Gerente General de Aguas Andinas, destaca: "Estamos comprometidos con el desarrollo sostenible del país que nos permita, además, ser un aporte para la comunidad. Este trabajo, que ha sido de largo aliento, no solo cambió la cara de Santiago sino que también la calidad de vida a millones de santiaguinos a través de la descontaminación del principal caudal que atraviesa la capital".

Cabe recordar que, en 1999, apenas 3% de las aguas servidas de Santiago eran descontaminadas y fue gracias al trabajo de Aguas Andinas -que incluyó una inversión de US$ 1.200 millones– que en apenas 12 años Santiago se convirtió en la primera capital de Latinoamérica en contar con 100% de cobertura de agua potable, alcantarillado y tratamiento de aguas residuales. Según la experiencia internacional, esta labor habría demorado entre 30 y 40 años.

Tras este éxito, y sumado al de Mapocho Urbano Limpio, la empresa continúa trabajando para mejorar la calidad de vida de los más de ocho millones de santiaguinos que consumen del agua potable y que cuentan con el servicio de alcantarillado y tratamiento. Esto, gracias a proyectos como las biofactorías, que, a partir de aguas servidas, permiten generar subproductos con valor agregado que impactan positivamente al medio ambiente y a la comunidad, como agua limpia, electricidad, gas natural y biosólidos que son usados como abono orgánico para la agricultura.

Principales aspectos

Los siguientes son los más importantes aspectos de Mapocho Urbano Limpio:

• Es un túnel colector que intercepta 21 descargas de aguas servidas que antes llegaban directo al río. Cuenta con un diámetro desde 1,4 hasta 3 metros, los que varían dependiendo del caudal de captación de los vertimientos. Se ubica en forma paralela al río, entre la Rotonda Pérez Zujovic (Vitacura-Las Condes) y las plantas de La Farfana y El Trebal, aguas abajo, en el sector poniente.

• Su profundidad va desde los cuatro a los 12 metros debido a que necesita pendiente para que el agua circule. El colector atraviesa nueve comunas que ya han podido apreciar las diferencias entre el antes y el después del proyecto: Las Condes, Providencia, Recoleta, Independencia, Santiago, Quinta Normal, Cerro Navia, Pudahuel y Maipú.

• Consideró un total de casi 29 kilómetros de túnel construido con tecnología Túnel Liner, permitiendo un armado total bajo tierra. De esta manera, el impacto sobre la población fue mínimo al momento de la construcción.