Revista de descontaminación industrial, recursos energéticos y sustentabilidad.

Los fantasmas de la pandemia y del cambio climático

Hernán Durán



Duran 155X155
Director Gerente General de Gescam

La pandemia del Covid-19 es un problema que afecta a toda o casi toda la población que está interconectada al mundo globalizado de hoy. Incide directamente en nuestra salud, lo que resulta curioso pues se dice que el virus no es un ente autónomo ya que requiere atrapar los mecanismos celulares de los seres vivos para desarrollarse. Es el gran fantasma que recorre el mundo y las autoridades a través del método de ensayo y error intentan avanzar en su afán de ponerle coto a su proliferación. Todos concordamos en que no estábamos preparados para esta situación y que no sabemos y no somos capaces de programar las acciones de alguna forma previsibles con la eficiencia necesaria. Los planes y programas del Estado llegan mal y tarde, el mercado no soluciona el tema y sólo genera buenos negocios para algunos.

Por otra parte, la desertificación, la sequía, la pérdida de suelo agrícola y la escasez de agua para beber por parte de la población son problemas que complican a todo el mundo, paso a paso, y con un deterioro continuo y relativamente previsible. Todo eso se asocia al cambio climático que, en gran medida, es resultado de un mundo que nos permite y facilita la generación de gas metano y otros de efecto invernadero en una dosis que va más allá de la requerida para el desarrollo del hombre y la naturaleza. Esto afecta directamente a nuestra salud. A diferencia de la pandemia que ha puesto en peligro al hombre principalmente, este fenómeno amenaza a la humanidad y a nuestro entorno natural. Un planeta más caliente impediría el desarrollo del mundo, tal como lo conocemos. En este caso lo sabemos, pero no queremos planificar y hacer las correcciones necesarias para evitar el desastre de nuestro mundo. El mercado no resolverá este problema. Los fracasos de la aplicación de los acuerdos de París nos dejan una valoración muy amarga de nuestra inteligencia.

En pocos años más, si superamos la pandemia del Covid-19, nos encontraremos con un mundo paralizado como ahora, pero por el metano y “sorprendidos” por nuestra incapacidad de reaccionar a tiempo y, seguramente, con resultados peores.

De tal modo que es necesario hacer todo lo que se pueda para superar esto.

Columna publicada en InduAmbiente N° 164 (mayo-junio 2020), pág. 37.