Revista de descontaminación industrial, recursos energéticos y sustentabilidad.

En Maipú implementan primer centro inclusivo de reciclaje en Chile

En Maipú implementan primer centro inclusivo de reciclaje en Chile

Proyecto capacita a personas con discapacidad intelectual en la valorización de residuos electrónicos.



Lunes 25 de noviembre de 2019.- En Chile, cada año se generan 168 mil toneladas de residuos electrónicos que contienen valiosos materiales como oro o plata, pero se valorizan solo el 3,4% de ese volumen.

Sin embargo, a partir de ahora estos elementos podrán ser valorizados y reutilizados como materia prima, evitando que acaben en un vertedero. Lo anterior, gracias a la implementación del primer centro inclusivo de reciclaje en Chile.

El proyecto “Centro Inclusivo de Reciclaje”, desarrollado por Kyklos junto a Fundación ConTrabajo y con el auspicio de Entel, se emplaza en avenida Lo Espejo 860, comuna de Maipú y actualmente se encuentra en etapa de marcha blanca.

Junto con contribuir a elevar los índices de valorización y reutilización de los desechos electrónicos en el país, esta iniciativa apunta a brindar oportunidades de empleo a personas con situación de discapacidad intelectual. La meta de sus impulsores es formar en régimen a 32 trabajadores en el lapso de un año.

La Ministra del Medio Ambiente, Carolina Schmidt, visitó hoy las instalaciones del Centro Inclusivo de Reciclaje, donde siete jóvenes con discapacidad intelectual reciben empleo y capacitación, a través de un programa que durará nueve meses.

“Cada chileno genera cerca de 10 kilos de basura electrónica al año y se proyecta que, el año 2027, esta cifra suba a casi 14 kilos por persona. Por eso, es fundamental crecer en nuestra capacidad de valorización de estos productos, pero con una mirada inclusiva, que tenga un impacto social, medioambiental y económico”, afirmó la Ministra Schmidt.

Modelo sostenible

El Centro Inclusivo de Reciclaje además ofrece a las empresas un modelo sostenible de cumplimiento de la Ley de Responsabilidad Extendida del Productor (N° 20.920) y de la Ley de Inclusión Laboral (N° 21.015).

Cada día, en sus instalaciones, las actividades se inician con clases teóricas, impartidas por Fundación ConTrabajo. Luego, los jóvenes comienzan la jornada de trabajo, segregando y preparando residuos para el reciclaje.

Esta combinación de formación teórica y práctica permite prepararlos para ingresar al mundo regular del trabajo. Una vez finalizado el programa, el Centro incorporará a nuevos grupos de trabajadores con discapacidad intelectual.

“Mediante un equipo de terapeutas ocupacionales, educadores y psicólogos, vamos haciendo un proceso de acompañamiento que incluye una sala de clases dentro del Centro Inclusivo de Reciclaje”, explica María José López, Directora Ejecutiva de Fundación ConTrabajo.