Revista de descontaminación industrial, recursos energéticos y sustentabilidad.

Amplio Abanico

Amplio Abanico

La osmosis inversa destaca por su menor costo, eficiencia y aplicaciones.

Pese a las mayores lluvias de 2015, la sequía aún golpea a varias zonas del país. Esta situación lleva a preguntarse cómo suministrar el recurso hídrico a las actividades productivas y el consumo humano de forma sostenible.

Una solución desarrollada con este propósito es la desalinización de agua de mar. Y uno de los métodos para implementarla es, desde comienzos de los años 70, la osmosis inversa.

Dicha técnica considera el uso de membranas semipermeables que permiten desalinizar el vital elemento y así eliminar microorganismos y carga orgánica en general, con una relación costo-beneficio muy favorable.

En los últimos años, esta modalidad ha evolucionado considerablemente, convirtiéndose hoy en día en una tecnología económicamente accesible y con una amplia aplicación.

La empresa Inquinat ha asumido la misión de desarrollar el know-how necesario para masificar esta herramienta. De hecho, ha implementado una gran variedad de sistemas de osmosis inversa que abarca el tratamiento de agua cuyas salinidades van desde las 200 hasta las 2.000 ppm, o incluso de mayor contenido salino aún, como es el caso del mar.

Grandes Ventajas

A través de estos procesos se puede lograr la desmineralización parcial o total de las aguas, así como también la eliminación de contaminantes biológicos (como bacterias y virus), compuestos orgánicos (atrazina, dioxina, DDT, DDE, PCBs, etc.)y elementos inorgánicos (arsénico, flúor, boro, nitratos y metales pesados).

Además, los sistemas desarrollados por Inquinat son aplicables a la alimentación de calderas; reposición en sistemas de enfriamiento por agua; industria alimenticia; petróleo y minería; potabilización del recurso para ciudades, barrios, hospitales, hoteles, camping, establecimientos rurales, etc.; y abastecimiento para procesos industriales en general.

Entre las múltiples ventajas que ofrecen estas soluciones están un bajo costo de producción, fácil mantenimiento, espacio reducido, proceso limpio –sin efluentes ácidos o alcalinos– y una operación totalmente automática.

Standard y Opcional

Los sistemas de Inquinat pueden implementarse en dos modalidades: provisión standard y opcional. La primera incorpora una unidad integrada por un Skid en acero revestido en epoxi para montaje del conjunto, formando una unidad compacta; prefiltración, microfiltros de polipropileno en 5µ y 25µ; bomba de alta presión; tubos de presión en PRFV; membranas Filmtec-TFC (99% de reyección promedio); medidor de flujo de permeado y concentrado; manómetros para permeado, concentrado y alimentación; presostatos por baja y alta presión; y conductímetro.

La línea opcional, en tanto, considera sistemas dosificadores de productos químicos; bomba de baja presión; prefiltración mayor a 5µ; PLC; estación de limpieza (CIP); membranas para agua de mar o nanofiltración; autoflush; Skid en AISI 304; tanque de almacenamiento de permeado; medición de temperatura, pH y turbidez; y pretratamientos adicionales, ablandadores y filtros multimedia.

Revise este artículo en versión de papel digital, en Revista InduAmbiente N° 137, pág. 106-107.