Revista de descontaminación industrial, recursos energéticos y sustentabilidad.

Con Buen Aroma

Con Buen Aroma

Resumen del 2º Seminario "Gestión de Olores en la Industria".



¿Conoce la "Guía para la Predicción y Evaluación de Impactos por Olor" que se está aplicando a los proyectos que ingresan al SEIA?, ¿Sabía que una aplicación telefónica hoy permite a vecinos de Coronel monitorear las emisiones de olor en la comuna?, ¿O que en 2019 el Ministerio del Medio Ambiente empezará a desarrollar una norma de emisión de olores para el sector porcino?

Esa es parte de la interesante información que entregó el 2º Seminario "Gestión de Olores en la Industria", en el que más de un centenar de representantes de diversos rubros pudieron conocer los avances regulatorios en esta materia como también diversas soluciones para prevenir y resolver eventuales problemas odoríferos asociados a sus actividades.

El evento tuvo lugar el pasado 16 de mayo en Santiago y fue organizado por InduAmbiente conjuntamente con Proterm, como auspiciador principal, y el co-auspicio de Suez Chile, el Centro de Tecnologías Ambientales de la Universidad Técnica Federico Santa María, Bioconservación, Prosein y Rilab. Además, contó con el patrocinio del Ministerio del Medio Ambiente, la Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático, el Centro Sofofa Energía y Medio Ambiente, la Sociedad Nacional de Minería, el Consorcio Ingeniería 2030, la Corporación de la Madera y la Asociación Gremial de Industriales Químicos de Chile.

Sustentabilidad y Regulación

La bienvenida al Seminario estuvo a cargo de Carlos Araya, Director de InduAmbiente, y Christine Ward, Gerente General de Proterm, quien destacó que es muy relevante que las empresas se preocupen del impacto odorante de sus procesos productivos "porque un mal olor puede afectar significativamente la calidad de vida de las personas y de las comunidades". En ese marco, la ejecutiva agregó que "en asociación con una empresa alemana especialista en olores hemos estado trabajando para apoyar a nuestros clientes en el manejo de sus problemas de emisiones de olor, entendiendo que el foco siempre debe estar puesto en la prevención, y en la importancia de realizar un buen diagnóstico que permita a las empresas planificar y gestionar correctamente sus problemas de emisiones odorantes, acompañándolos durante la búsqueda y aplicación de las soluciones adecuadas para cada uno de ellos". Asimismo, puso énfasis en que esta problemática y sus soluciones "deben ser vistas sistémicamente y no como situaciones aisladas dentro de un proceso productivo".

A continuación, Marcelo Fernández, Jefe de la División Calidad del Aire del Ministerio del Medio Ambiente (MMA), recordó que en 1999 se dictó en Chile la primera norma de emisión vinculada a gestión de olores, la cual apuntó a regular el impacto de los gases TRS asociados a la fabricación de pulpa sulfatada en las plantas de celulosa. Al respecto, destacó que su desarrollo fue fruto de un trabajo público-privado colaborativo e integral, enfoque que ahora también se está potenciando para implementar la "Estrategia para la Gestión de Olores" que el MMA lanzó en 2014, tras los graves conflictos vividos dos años antes en Freirina con la planta de crianza y faenamiento de cerdos de Agrosuper. En ese contexto, llamó a las empresas a actuar de manera preventiva más que reactiva frente a esta problemática.

Al mismo tiempo, señaló que en los últimos años "hemos visto un creciente interés de la industria que hoy se encuentra trabajando para mitigar sus impactos. Por ejemplo, hay un programa tecnológico que pymes porcinas están desarrollando con la Agencia de Sustentabilidad para mejorar la eficiencia en el tratamiento de purines; y en esta misma lógica, hay grandes empresas que están implementando sistemas de abatimiento como biofiltros que han reducido en forma importante sus emisiones y el impacto en su entorno".

Lea este artículo completo en InduAmbiente 152 (mayo-junio 2018), páginas 60 a 67.